Condiciones alquiler coche

LOS PRECIOS INCLUYEN:

Seguro a todo riesgo sin franquicia ni depósito si el conductor tiene más de 3 años de permiso de conducir*

IVA

Kilometraje ilimitado

2 conductores

Sillitas y elevadores

Combustible: sólo tienes que devolver el vehículo con la misma cantidad, es decir, si se entrega lleno se devuelve lleno, si se entrega medio lleno se devolverá medio lleno, en caso de devolver con menos cantidad se cobrará la diferencia.

Si tienes la mala suerte de pinchar, tranquilo, está cubierto

Cancelación gratuita, sólo tienes que avisarnos 24h antes!

Pago en oficina, ¡paga todo el importe al recoger el vehículo!

LOS PRECIOS NO INCLUYEN:

Negligencia

Multas y sanciones de tráfico

Pérdida o rotura de llaves

Repostaje incorrecto de carburante

Daños en la tapicería

Daños en las ruedas (rotura de neumático/llanta)

Daños en los bajos del vehículo (cárter)

OBLIGATORIO:

* El conductor debe tener entre 25 y 80 años. Si tiene entre 21 y 25 años contáctanos.

Permiso de conducir europeo "B" con al menos un año de antiguedad.

Aceptamos pagos en efectivo, tarjeta de débito o crédito (Visa, Mastercard o Maestro).

Preguntas frecuentes

¿CUANTO PAGARÁS?

El precio presupuestado e indicado en la reserva, no hay que añadir extras como seguros adicionales, gasolina o sillitas bebé, si tienes más de 3 años de carnet tampoco hay que depositar una franquícia por daños ni tampoco ningún depósito. Se paga el precio y nada más.

¿CÓMO PAGARÁS?

Podrás pagar en EFECTIVO, con tarjeta de DÉBITO o de CRÉDITO (aceptamos Visa, Mastercard y Maestro), tú eliges.

¿CUANDO PAGARÁS?

La totalidad a la entrega del vehículo, nada por adelantado.

¿HAY LÍMITES DE EDAD Y DE AÑOS DE CARNET?

Sí. Sólo alquilamos a conductores que tengan entre 25 y 80 años con un mínimo de 3 años de carnet.

Si tienes entre 21 y 25 años contáctanos.

¿QUÉ COBERTURA ESTÁ INCLUIDA?

Salvo por las excepciones indicadas en las condiciones generales por mal uso del vehículo :

El seguro cubre la Responsabilidad Civil y Criminal contra terceros, el propio conductor así como sus acompañantes.

También quedan cubiertos los daños producidos accidentalmente al propio vehículo (incluido retrovisores, lunas y cristales), así como el robo del vehículo.